Hunter, cantando bajo la lluvia

Hoy le toca el turno a las botas de agua, más conocidas como Hunters, en honor a la casa que las lleva fabricando desde hace siglos. Recuerdo cuando allá por el 2005 viendo Sr. y Sra Smith, Angelina sale con las típicas botas de jardinero verdes de caña ancha. Así que desengañaos, por mucho que Kate Moss se cuelgue la medalla de visionaria, lo cierto es que fue la estilista a cargo del director Doug Liman quién de manera consciente o no rescató estas botas de la barraca del jardín. A veces rememoro con mi hermana como poco después de ver la película nos fuimos como dos locas a una tienda de jardinería a comprar las famosas botas verdes. Años después si es cierto que Kate se paseó por el embarrado festival de Glastonbury con unas Hunter.

Hay que admitir que la mítica firma, natal de Edimburgo, supo aprovechar el tirón bastante bien. Meses después de que Kate Moss hubiese sido vista con ellas puestas, ya las llevaban celebrities de medio planeta. Lloviese o no, era tendencia y les daba igual su uso original. A lo largo de los últimos años las hemos visto en todos los colores y texturas: de cocodrilo, doradas o con estampados son algunas de las versiones en las que se las hemos visto a trendsetters como Rachel Bilson o Ashlee Olsen.

Se pueden llevar altas o bajas, estampadas o lisas, clásicas o modernas pero la regla es que preferiblemente de caña ancha y con calcetines.

(Visiado 494 veces, 6 visitas hoy)

Ana López

Escenógrafa y arquitecta de interiores a tiempo parcial, estilista y amante del arte a tiempo completo.

Última actualización

Tal vez te interese...

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.